Salud y seguridad

A través del área de Control Ambiental, Seguridad e Higiene (CASH), salvaguardamos la integridad y bienestar de nuestros colaboradores; prevenimos y mitigamos incidentes que afectan el ambiente y mantenemos una cultura de seguridad y prevención de riesgos.

En cada una de nuestras localidades, contamos con un programa de trabajo alineado a estos objetivos, para lo cual realizamos  estudios de riesgos con respaldo de la normatividad de seguridad e higiene, para medir riesgos de maquinarias, equipos, almacenamiento, control de químicos, ambiente laboral, ruido, temperaturas elevadas, entre otros.

En materia de prevención de accidente laborales, las Comisiones de Seguridad e Higiene de cada planta realizan un diagnóstico de Análisis de Seguridad en el Trabajo (AST); en éste abarcamos riesgos de seguridad y salud. Adicionalmente, realizamos planes de prevención de accidentes y programas internos de protección civil.

Gracias a este esfuerzo continuo, durante 2018, logramos reducir la tasa de accidentes en un 19%; de igual forma, disminuimos la tasa de días perdidos en un 22%. Las estadísticas de accidentes incluyen al personal de Nestlé y Nutrisa.

En 2016, el área de CASH desarrolló el pilar de Control Ambiental Seguridad e Higiene dentro del esquema de Manufactura de Clase Mundial (WCM, por sus siglas en inglés).

Adicional a esto, contamos con el plan de emergencias mayores, que está diseñado para responder a cualquier contingencia en plantas y centros de distribución en materia de manejo de riesgos ambientales y prevención de daños al personal e instalaciones. Está compuesto por brigadas que apoyan y coordinan la comunicación entre las áreas afectadas, circundantes y corporativos.